Compartir:

Lucrecia es directora de cine y docente de la Escuela Provincial de Cine, pero además tiene un jardín de infantes, es maestra jardinera y por eso siempre ha estado vinculada a la docencia. Ese lugar le permite observar e intentar retratar contenidos políticos y sociales.

 

La libido de Lucrecia es muy intensa y ella confiesa que si no pudiera descargar esa pulsión en el cine se volvería loca porque las injusticias sociales son las que la mueven a querer hacer visibles los derechos humanos de determinados colectivos. Según su relato, hacer cine es develar y hablar de aquello que no se quiere hablar.

Obtuvo un premio del entonces llamado Festival Latinoamericano de Video de Rosario, sobre su tesis final que era un documental  “De Carne y Sueño”, el cual trataba de una señora que vivía en la villa y tenía once hijos, donde se mostraba la vida de los pobres pero como seres con posibilidades diferentes pero que también tenían sueños.

Actualmente está terminando un documental sobre identidad de género, donde aparecen mujeres trans que han atravesado las maternidad de diversas maneras y también la madre de la primer niña trans, la que permite establecer el contraste entre lo que aquellas mujeres podrían haber logrado si hubieran tenido una mamá que les permitiera identificarse según se percepción de género,

Lucrecia lleva consigo las influencias de grandes referentes del cine militante como Pino Solanas y Fernando Birri, en la región de Santa Fe, reconocido por su obra Tire Dié. Como se dijo antes, lo que mueve a Lucrecia es su intención por poder mostrar diferentes casos de injusticia social como mujeres en contextos de encierro o trabajadoras sexuales siempre con cierto compromiso con la comunidad, intentando humanizar la mirada y desnaturalizar.

 

Fotografía de portada: Romina Yromey Ferreyra

buscá tu evento

cargá tu evento

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

La muestra 2.0 de Romina Tamburello

La muestra 2.0 de Ana Taleb

La muestra 2.0 de Jesica Arán

La muestra 2.0 de María Langhi